El Wanda pondrá a prueba la mejor racha de la Real de Imanol de once partidos sin perder

Los blanquiazules mejoraron con su victoria de Graz el récord de diez encuentros sin derrotas con el oriotarra logrado en dos ocasiones, en el inicio de su etapa actual en 2019 y la pasada campaña. Martín Zubimendi no podrá jugar los próximos partidos tras confirmarse que sufre una rotura fibrilar.

Remiro, que despeja de puños el balón en Graz, no ha encajado gol en siete de los últimos diez partidos que ha jugado. (Erwin SCHERIAU/AFP)
Remiro, que despeja de puños el balón en Graz, no ha encajado gol en siete de los últimos diez partidos que ha jugado. (Erwin SCHERIAU/AFP)

La Real visitará este domingo al Atlético de Madrid (21.00) tras mejorar en Graz el récord con Imanol de diez partidos sin encajar una derrota que alcanzó en dos ocasiones.

Su primera racha comenzó en el inicio de su segunda etapa en sustitución de Asier Garitano en el campo del Real Madrid el 6 de enero de 2019 con una victoria por 0-2 y terminó con una derrota el 3 de marzo ante el Atlético de Madrid por idéntico resultado. En esos dos meses sumó cuatro victorias y seis empates, dos de ellos en Copa ante el Betis con eliminación por el valor doble de los goles encajados en Anoeta.

La segunda racha de diez partidos sin perder de Imanol comenzó el año pasado el 1 de noviembre con una victoria en Vigo (1-4) y terminó el 16 de diciembre con una derrota en el campo del Barcelona por 2-1. El balance fue el mismo, con cuatro triunfos seguidos de seis igualadas en Liga y Europa League.

Un récord mejor

El récord actual es mejor porque la Real lleva siete victorias y cuatro empates desde la segunda jornada de Liga del 22 de agosto ante el Rayo en el Reale Arena (1-0). Lo más reseñable es que suma siete partidos sin encajar gol, los cinco de Liga de Anoeta, el de Cádiz (0-2) y el de Graz (0-1).

Remiro no jugó en la victoria de Granada (2-3) y de sus últimos diez encuentros no ha encajado gol en siete, en los que la Real ha sumado seis victorias y un empate con solo siete goles marcados. La solidez defensiva permite alcanzar una rentabilidad máxima a los tantos que se marcan con más dificultades este año.

Hay que remontarse a la temporada 2012-13, en la última clasificación para la Champions League con Philippe Montanier en el banquillo, para encontrar una racha mejor de quince partidos sin perder, todos de Liga. Comenzó el 13 de enero con un empate en Anoeta ante el Deportivo (1-1) y terminó el 6 de mayo con una derrota en Getafe (2-1) tras nueve victorias y seis empates.

La visita el domingo al Atlético es una prueba exigente para mantener esta racha porque la Real deberá afrontarla con dos días menos de recuperación y con dos viajes más porque los rojiblancos jugaron el martes contra el Liverpool en casa.

Sin Zubimendi

Además la lista de bajas aumentará por la sanción de Aihen Muñoz y la lesión de Martín Zubimendi. Los servicios médicos de la Real han confirmado tras realizarle las pruebas que «durante el partido de Graz sufrió una lesión del músculo piramidal de la cadera derecha». No se indica el grado de la rotura fibrilar, pero aunque sea leve es probable que se pierda los cinco partidos que la Real tiene que jugar en los próximos quince días.

La expedición ha regresado de Austria tras realizar allí la sesión de recuperación y el único entrenamiento de este sábado en Zubieta a las 12.00 permitirá a Imanol decidir si Diego Rico está en condiciones de volver a una convocatoria, aunque parece improbable que pueda jugar de inicio en un partido tan exigente tras meses lesionado.

Ante el Mallorca Gorosabel jugó de lateral izquierdo tras la expulsión de Aihen en la segunda parte e Imanol también tiene las opciones del central zurdo Jon Pacheco y del jugador del filial Cristo Romero.

Las dos nuevas bajas suponen además un problema para el Sanse porque el domingo juega un partido muy importante en la lucha por la permanencia en Lezama con el Amorebieta. Además de Romero, Turrientes, Lobete y Valera, Imanol puede recurrir a uno de sus dos pivotes más defensivos, Olasagasti o Pokorny.