Fascistas salen en busca de independentistas ante la pasividad de los Mossos

Un grupo de fascistas ha recorrido sin que ningún mosso lo impidiera tres kilómetros desde la concentración ultra de Sarrià hasta las inmediaciones de la concentración independentista. Han propinado una contundente paliza al menos a un activista de los CDR.

NAIZ|BARCELONA|2019/10/17
Ultras
La concentración de fascistas, en la plaza Artós. (Pau BARRENA/AFP)

La plaza de Artós de Barcelona está a más de tres kilómetros del cruce entre las calles Granados y Mallorca, sin embargo, pasadas las 22.00, los Mossos han publicado un tweet asegurando que estaban «trabajando para evitar que los dos grupos de signo antagónico se encuentren». «El grupo de personas de la plaza Artós lleva palos y bates de beisbol», han añadido.

Los de los palos y los bates son los ultras, pero las cosas no han sido tan sencillas ni casuales como sugería el mensaje de los Mossos. La concentración ultra estaba convocada en esta plaza del barrio de Sarrià, en la parte alta de la ciudad, y aunque ha habido algún encontronazo con los Mossos, la norma ha sido la cordialidad entre manifestantes y policías. Esta imagen de Nació Digital, sin ir más lejos, está corriendo como la pólvora:

 

Acabada la concentración de los fascistas, un significativo grupo de ultras –entre 200 y 300 según periodistas presentes– se ha dirigido a pie hacia los Jardinets de Gràcia, a más de tres kilómetros y al grito de «dónde están esas ratas», sin que los Mossos les frenasen en ningún momento. Así lo ha recogido la periodista de la Cadena Ser Anna Punsí:

 

Al acercarse el grupo fascista han empezado las carreras entre mossos, ultras e independentistas. También las primeras barricadas, que hasta entonces no habían hecho acto de presencia en una noche que estaba transcurriendo de forma más tranquila que las dos anteriores.

Los españolistas han propinado una contundente paliza al menos a una persona, como se puede observar, con toda la crudeza, en el siguiente vídeo: