2018/07/29

Erreportajea
EL TOUR EN EUSKAL HERRIA
PORTAL Y ZANDIO, ALUMNOS DE LA ESCUELA NAVARRA, DIRIGEN SKY

Nicolas Portal y Xabier Zandio han compartido el coche de primer director del Sky desde el que han dado durante todo el Tour una lección magistral de dirección según lo aprendido en la escuela navarra del actual Movistar, donde coincidieron como compañeros.

Joseba ITURRIA
0729_kir_ciclismo5

Portal y Zandio coincidieron como compañeros cuatro años en el equipo Caisse d’Epargne desde 2006 hasta 2009 y, cuando el de Auch pasó a ser director del Sky en 2011, llegó Xabier Zandio para correr sus últimas seis temporadas como profesional en el equipo inglés, antes de pasar al staff técnico el año pasado. Este mes debuta en el Tour en el coche de Nicolas Portal: «Hay otros dos directores y yo vengo a conducir el primer coche para que Nico esté a lo que esté, para coger tiempos, referencias, dar instrucciones... Hablamos, pero él tiene mucha experiencia, está muy curtido en estas batallas y da gusto verlo cómo maneja la situación», explica Zandio a GARA.

Sky tiene a los mejores corredores, pero además es el equipo mejor dirigido, sin ningún error táctico en toda la carrera, sin ponerse nerviosos con ataques de otros líderes y han forzado a trabajar a otros equipos en su beneficio: «Ya van varios años que estamos en esta dinámica. Nico tiene mucha experiencia en estas situaciones y se nota. No se pone nervioso en momentos en los que te ataca un líder y podrías inquietarte, mantiene la calma y sabe qué hacer siempre».

El navarro, sin abandonar la sonrisa que le caracteriza, destaca del éxito del Sky además que «aquí todo el mundo trabaja a tope al 100%, se cuidan los mininos detalles. Nada puede salir mal, hay veces que se cometen errores, pero se solucionan. Los mínimos detalles marcan la diferencia. Es muy difícil y tiene mucho mérito todo lo que hacen en alimentación, entrenamientos, que es muy estricto, son detalles que se llevan muy a rajatabla. A parte de que tenemos corredores de muchísimo nivel que están habituados a correr juntos y la fuerza es el grupo, el conjunto es lo que da fuerza al equipo».

Destaca que nunca ha habido problemas entre Froome y Thomas: «Se han llevado muy bien siempre. Es más lo que se habla desde el principio del Tour. Es verdad que Chris es Chris y está un peldaño por arriba con todo su palmarés. Pero viene del Giro y cambia la situación hacer Giro y Tour. Es complicado y lo ha asumido muy bien, además Chris es supereducado y majísimo».

Cuando se le pregunta si esperaba tras tenerlo seis años como compañero que Geraint Thomas ganara un Tour, Zandio responde que «sabía que era un corredor buenísimo. Ha ido creciendo poco a poco, pasito a pasito, la suerte no le ha acompañado porque el año pasado se cayó, como en el Giro que salía como líder. Pero lleva años con una progresión muy buena. Esperar que ganara un Tour es mucho decir, pero que esté en la situación que está no me extraña».

«Mantener la calma no es fácil»

Cuando se le destaca a Nicolas Portal que no han cometido errores en la dirección recuerda que «cuando era corredor no era de los que podía acelerar y ganar. Solo gané una carrera y cuando no ganas reflexionas mucho, estamos obligados a pensar mucho las cosas. Pero dirigir no es difícil cuando tienes este equipo, lo más duro es no sucumbir a la presión cuando te atacan. Mantener la calma no es fácil». Y Portal recuerda su escuela navarra cuando destaca que «hemos ganado con Thomas y Henao carreras como París Niza cuando no eran los líderes. Ganar el Tour con Geraint es una cosa importante para el equipo. Hace años aprendí en Movistar que el grupo es muy importante».

No solo aprendió eso. Ha sabido gestionar con inteligencia tener a Thomas y Froome sin que surgieran conflictos: «No hay problemas porque son las piernas las que ponen a cada uno en su sitio y después de todo lo que ha hecho Chris ganando seguidos Tour, Vuelta y Giro, estar en esta forma en el Tour, que solo ha perdido unos segundos en los últimos tres kilómetros del Portet, no es una derrota. Lo que ha hecho es increíble, no hay nadie que se haya atrevido a encadenar cuatro grandes y acabar en el podio es para quitarte el sombrero. Y Chris ha sabido aceptar la situación, que es más fácil cuando ve qua hay corredores más fuertes que él».