2019/06/07

Niegan haber estado cuando el alcalde de Alonsotegi pidió unas facturas falsas

Tres funcionarias del Consistorio de Alonsotegi niegan haber participado en una reunión en la que, según el testimonio de dos constructores, el alcalde José Luis Erezuma les invitó a emitir certificaciones falsas.

Agustín GOIKOETXEA|BARAKALDO
0607_eh_alonsotegi

La titular del Juzgado de Instrucción nº 4 de Barakaldo tomó ayer declaración en calidad de testigos a una secretaria-interventora y una tesorera del Ayuntamiento de Alonsotegi cuya rúbrica aparece en una orden de transferencia por importe de 450.000 euros a Laneder Construcciones.

Ambas, al igual que otra interventora, negaron haber participado en una reunión, en marzo de 2012, en la que, según directivos de la constructora, ellas estuvieron. En esa cita, añadieron, el entonces alcalde, el jeltzale José Luis Erezuma, les invitó a certificar obras no ejecutadas en el muro del elkartegi, ambulatorio y sótano del ayuntamiento para recibir 600.000 euros. Esa era la deuda que el Consistorio mantenía por la construcción del centro de salud en 2008, proyecto gestionado por la sociedad urbanística Alonsotegi Eraikiz, disuelta en abril de 2011.

«El alcalde nos dijo que nos iba a pagar la deuda que tenía con Laneder pero que había que hacer firmar una serie de papeles y hacer una serie de facturas. Y si no, nos dijo textualmente: a la cola y ya veremos cuándo cobráis y si cobráis. Como ya llevábamos cuatro años que no nos pagaban, al final optamos por firmar y cobrar», aseguró Eduardo Ibarra, uno de los directivos.