2020/02/14

La denuncia de «esta Eurocopa» se cuela en la cita global de San Mamés
R.S.|BILBO
0214_eg_eurokopa

Acababa de tomar la palabra el concejal de Desarrollo Económico del Ayuntamiento de Bilbo, Xabier Ochandiano, cuando dos jóvenes salieron de entre el público, subieron al estrado y se colocaron a sus dos lados gritando el lema «Eurokopa honi ez!». Portaban una ikurriña y una bandera del movimiento que denuncia que San Mamés vaya a acoger como local a la selección española cuando la vasca tiene prohibido competir oficialmente a nivel internacional.

Ochandiano y la organización de este Football Summit se tomaron con filosofía la irrupción de la protesta en esta cuarta edición. Los dos activistas permanecieron un par de minutos sobre el escenario y se marcharon posteriormente por decisión propia. En plena zona vip del estadio bilbaino, los periodistas internacionales que cubrían este evento y los entrenadores llegados de otros países constataron así que este evento sacude la conciencia de una parte de la sociedad vasca. También lo certificó el teniente alcalde de Dublin (otra de las once ciudades anfitrionas), Keith Connolly, que compartía panel con Xabier Ochandiano.

Se libró de la protesta el alcalde, Juan María Aburto, cuya participación constaba en el programa pero que finalmente no acudió. El concejal pidió disculpas al auditorio, destacó como una muestra de tolerancia el modo en que se comportó la organización y el público, y siguió con su intervención, que glosaba la importancia de esta Eurocopa para Bilbo en el aspecto económico y de proyección de su transformación urbanística.

Sí hubo un apunte «político» en su discurso. Fue cuando Ochandiano dijo que en los próximos meses puede producirse una final vasca en la Copa del Rey estatal (concretamente el 18 de abril) y poco después (en junio) materializarse tres partidos de la selección española en San Mamés, «todo con normalidad y con tranquilidad».

Se detuvo también en una cuestión político-técnica. Días después de conocerse que los trabajadores del aeropuerto de Loiu rechazan abrir la instalación por las noches para esta competición, Ochandiano apuntó que Bilbo tiene en realidad «dos aeropuertos» y «Foronda abre 24 horas», por lo que dio a entender que este será el plan B si finalmente la «negociación» que dice tener abierta en Loiu no fructifica.

No era la Eurocopa el tema principal de este Football Summit, y por tanto ya no volvió sobre la incómoda cuestión en toda la mañana. Salvo cuando, en comunicación desde Mónaco, el que fue seleccionador español en la fase de clasificación para el torneo, Robert Moreno, saludó que «será una auténtica ventaja jugar en San Mamés, porque es jugar en casa».

Antes, el estadio había sido elogiado por el periodista Axel Torres, que tras vivir el miércoles el Athletic-Granada y observarlo ahora vacío desde la zona vip, calificaba así a San Mamés: «Si no es el mejor estadio de Europa, está cerca».