2020/05/22

EH Bildu y Podemos refuerzan lo firmado ante un PSOE presionado

EH Bildu y Unidas Podemos se reafirmaron ayer en la validez del pacto firmado el miércoles sobre la derogación de la reforma laboral del PP, mientras que desde el PSOE, presionado por dentro y por fuera, unos trataban de explicar que lo pactado es lo que ya había, que se acelera, y otros veían «absurdo» siquiera abrir ese debate.

Iñaki IRIONDO
0522_eg_arnaldo

A las 20.17 del miércoles, después de la votación de aprobación de la prórroga del Estado de Alarma en el Congreso de los Diputados, EH Bildu remitía a los medios el acuerdo alcanzado con PSOE y Unidas Podemos, por el que a cambio de su abstención los partidos del Gobierno español se comprometían «a derogar de manera íntegra la Reforma Laboral del año 2012 impulsada por el Partido Popular». En el escrito se precisaba que «la derogación deberá ser efectiva antes de la finalización de las medidas extraordinarias adoptadas por el Gobierno en materia económica y laboral derivadas de la crisis originada por el covid-19».

La noticia desencadenó una tormente política y económica, porque además no había dudas: EH Bildu había remitido el documento del acuerdo firmado por los tres partidos.

En torno a la media noche, el PSOE publicaba una nota en la que aseguraba que «se anula el punto primero del acuerdo», asegurando que quedaba de esta forma: «Derogaremos la reforma laboral. Recuperaremos los derechos laborales arrebatados por la reforma laboral de 2012. Impulsaremos en el marco del diálogo social la protección de las personas trabajadoras y recuperaremos el papel de los convenios colectivos». A continuación, enunciaba los cambios más «urgentes».

Iglesias: «Pacta sunt servanda»

Las precisiones del PSOE, que se permitió alterar un punto de un acuerdo sin consultar con el resto de firmantes, al tiempo que aseguraba que en lo sustancial no cambiaba nada, generó numerosas dudas y obligó a reaccionar al resto de firmantes.

El vicepresidente segundo del Ejecutivo, Pablo Iglesias, dejó claro que la reforma laboral será derogada al completo y no parcialmente porque así consta en el acuerdo de Gobierno suscrito con el PSOE y en el documento que ambos firmaron este miércoles junto a EH Bildu. «Voy a ser cristalino: pacta sunt servanda (lo firmado obliga)», afirmó en una entrevista en Catalunya Radio. Y subrayó que el acuerdo está suscrito por los máximos responsables de los tres grupos parlamentarios.

Otegi: «La palabra es sagrada»

El coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, compareció ante los medios para señalar que el acuerdo suscrito con PSOE y Unidas Podemos es una buena noticia para millones de trabajadores de todo el Estado y asegurar que los acuerdos se firman para cumplirlos. Añadió que «nadie tiene derecho a frustrar la ilusión que se generó» este miércoles.

Sobre las matizaciones realizadas por el PSOE horas después de suscribirlo, Arnaldo Otegi aclaró que cada cual puede hacer sus lecturas, pero que el texto de lo firmado es muy claro. El coordinador general de EH Bildu recordó que «desde pequeños nos enseñan que la palabra es sagrada» y que ese es uno de los principios por los que se mueve su formación.

Otegi manifestó que en estos tiempos de crisis, por fin el miércoles a la tarde «dimos una buena noticia a millones de trabajadores» de todo el Estado. Sobre la posibilidad de que no se cumpla el acuerdo, aseguró que «nadie tiene derecho a frustrar la ilusión» que el acuerdo generó. Según Arnaldo Otegi, quien lo haga no tendrá que dar explicaciones a EH Bildu, sino a esos millones de trabajadores que se alegraron por ello.

División en el PSOE

El ministro de Transportes y secretario de organización del PSOE, José Luis Abalos, aseguró que el acuerdo pretende cambiar los «aspectos lesivos» de la Reforma Laboral de 2012 y no derogarla en su integridad. Apuntó que eso está incluido en su pacto de Gobierno con UP y que «la diferencia es el tiempo en su aplicación, lo que hace el acuerdo es instar a que ese cambio de la reforma se lleve a cabo lo antes posible, urge a hacerlo».

Por contra, la vicepresidenta de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, aseguró que sería «absurdo y contraproducente» abrir en estos momentos un debate sobre la reforma laboral.

El punto que nadie cuestiona

Por otra parte, en su rueda de prensa, Arnaldo Otegi también quiso llamar la atención sobre el segundo punto del acuerdo, que nadie ha cuestionado, y que recoge que «las entidades locales, forales y autonómicas dispondrán de mayor capacidad de gasto para políticas públicas destinadas a paliar los efectos sociales originados por la crisis del covid-19. Para las Entidades Locales, estos gastos en políticas sociales serán exceptuados del cómputo de la regla de gasto».

Además, se firmó que «la capacidad de endeudamiento de la Comunidad Autónoma Vasca y la Comunidad Foral de Navarra se establecerán exclusivamente en función de sus respectivas situaciones financieras».

REACCIONES

«Es un auténtico dislate y una irresponsabilidad, que puede tener consecuencias incalculables»

ANTONIO GARAMENDI

Presidente de la CEOE

«La diferencia es el tiempo, el acuerdo urge a que el cambio de la reforma se haga cuanto antes»

JOSE LUIS ÁBALOS

Ministro y Srio. de Organización del PSOE

«Voy a ser cristalino: pacta sunt servanda (lo firmado obliga). Después cada uno podrá decir lo que quiera»

PABLO IGLESIAS

Vicepresidente del Gobierno español

«No estamos en política para aceptar lo que no se puede cambiar, sino para cambiar lo inaceptable»

ARNALDO OTEGI

Coordinador general de EH Bildu

GASTO MUNICIPAL


El acuerdo incluye también un punto que incrementa la capacidad de gasto social de las entidades locales, forales y autonónmicas, al tiempo que garantiza la capacidad de financiación de la CAV y de Nafarroa en base a su propias cifras..

CEOE DA PLANTÓN


El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, afirmó ayer que la patronal da por suspendido el diálogo social después de que el Gobierno de PSOE y Unidas Podemos haya pactado con EH Bildu la derogación de la reforma laboral.