2014/02/15

Barcina cambia de discurso tras recibir una llamada de Rajoy

Por la mañana estaba dispuesta hasta a disolver el Parlamento para evitar que Bildu llegase al Gobierno navarro; al mediodía, abogaba por atrincherarse y forzar la moción de censura. Una llamada de Mariano Rajoy explicaría el cambio de posición de Yolanda Barcina y la falta de criterio de un Gobierno en descomposición que, a partir del lunes, se enfrentará también a la comisión del «caso Goicoechea».

Martxelo DÍAZ IRUÑEA
P002_f03_234x144

Yolanda Barcina cambió de opinión de manera radical ayer en apenas unas horas. Por la mañana, entrevistada en la COPE, la presidenta de UPN señalaba que no tenía «ningún problema en que los navarros se pronuncien y den su expresión en las urnas». Además, se mostraba dispuesta a convocar los comicios anticipadamente para evitar la presencia de Bildu en un gobierno transitorio que gestionaría Nafarroa hasta la formación del nuevo Parlamento que pueda surgir de las urnas el 25 de mayo. En una entrevista publicada ayer en «Diario de Navarra» confirmaba esta tesis: «Lucharé para que no haya un gobierno con Bildu ni dos meses», proclamaba desde la portada.

Al mediodía, en otra entrevista en Navarra Televisión, cambió radicalmente de discurso. «No voy a dimitir, que presente Roberto Jiménez con Bildu la moción de censura ya y nos ahorre el paripé de esperar quince días», destacaba.

En la misma entrevista televisada, Barcina daba la clave de su repentino cambio de criterio, confirmando que había mantenido una conversación con Mariano Rajoy, presidente del Gobierno español y del PP, que le dio «ánimos».

«El presidente del Gobierno de España, como es normal, alguien que está preocupado por nuestra comunidad y al ver lo que estaba sucediendo en los medios nacionales, me llamó por teléfono para preguntarme qué estaba pasando en Navarra; se lo conté y me dio ánimo, me dijo `fortaleza para defender de verdad Navarra' y que defienda la honorabilidad de una persona que está siendo falsamente acusada», relató.

La presidenta de UPN también desveló que trató de ponerse en contacto telefónico con el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, pero que por el momento no lo había logrado. Por su parte, el secretario de Organización del PSOE, Óscar López, instó a Rajoy a aclarar si en esa llamada telefónica pactó con Barcina «taparse las corrupciones» mutuamente.

El cambio de posicionamiento de Barcina cogió a algunos con el pie cambiado. Es el caso del portavoz de UPN en el Parlamento navarro, Carlos García Adanero, que tuvo que responder a las preguntas de los periodistas glosando la primera versión, dejando abierta la posibilidad de que fuera Barcina la que convocase elecciones anticipadas. «Como bien dice ella, antes de que Bildu pueda estar un solo minuto en el Gobierno de Navarra, UPN tomará las decisiones que deba tomar y, por lo tanto, todas las opciones están abiertas», declaró.

Bildu: «Hay que votar en mayo»

Mientras, Bildu, situada en el ojo del huracán de los medios españolistas para tratar de impedir la presentación de la moción de censura, destacaba que su prioridad es articular los mecanismos que permitan que la ciudadanía navarra tenga dos urnas el 25 de mayo, la de las elecciones europeas y la de las forales.

En declaraciones a los medios en los pasillos del Parlamento, su portavoz, Bakartxo Ruiz, destacó que para su grupo es secundario quién sea el candidato a la Presidencia en la moción de censura si esa persona está respaldada por el conjunto de la oposición.

Es, de hecho, la misma postura que adoptó en abril del año pasado, cuando, junto a Aralar-NaBai, presentó una moción de censura contra Barcina. Juan Carlos Longás fue el candidato, pero se hartaron de repetir que lo importante era echar a UPN para nombrar un gobierno transitorio para convocar elecciones, no quién lo presidiría.

Casi un año después, estamos en el mismo escenario. «Aquí el único protagonismo es el de la ciudadanía navarra, que lleva muchos meses con un clamor social diciendo que la situación es insostenible y que aquí tiene que haber elecciones. Y para posibilitar esas elecciones todos somos necesarios», puntualizó Bakartxo Ruiz.

Preguntada sobre si el hecho de que Roberto Jiménez se haya presentado a sí mismo como candidato para liderar la moción de censura pudiera ser un obstáculo para alcanzar un acuerdo entre el conjunto de los grupos de la oposición, respondió que «eso es secundario».

«La prioridad tiene que ser que el 25 de mayo la sociedad navarra pueda empezar a poner una base sólida para el cambio político que necesitamos. Nuestro grupo -insistió- está trabajando para que los ciudadanos vayan a votar el 25 de mayo. Lo demás son detalles que estamos hablando, pero desde la responsabilidad y el compromiso con esa prioridad. Bildu está hablando con todas las fuerzas políticas de la oposición».

Txentxo Jiménez, de Aralar-NaBai, también destacó que el objetivo de la moción de censura es convocar elecciones el 25 de mayo, pero alertó de que antes «se deberá acordar en qué términos va a funcionar provisionalmente ese gobierno. Y si hay que levantar alfombras, levantemos alfombras pero lo que aparezca debajo, a conocerlo todos, que no sirva para tirar alguna por la ventana y que no se levante».

En cualquier caso, el parlamentario de Aralar-NaBai se mostró molesto por la actitud adoptada por Roberto Jiménez. «Si el PSN plantea la moción y pretende sumar los votos necesarios para que prospere, no puede actuar desde la prepotencia y la exclusión, ya que sería legítimo que el candidato fuera del PSN o cualquier otro. Lo que debe existir es el reconocimiento de que todos somos necesarios y que el trabajo posterior sea acorde y consensuado», añadió Txentxo Jiménez.

PSN rechaza cortinas de humo

Mientras tanto, el secretario general del PSN quiso evitar que la participación de Bildu en la moción de censura contaminase el debate. En una entrevista en la Cadena SER, comentó que «lo importante es aclarar las cosas en Hacienda y el resto son cortinas de humo para no hablar de un caso de corrupción en el Gobierno de Navarra».

Roberto Jiménez señaló que las acusaciones vertidas por Idoia Nieves contra Lourdes Goicoechea el martes en el Parlamento «tienen visos de veracidad» y que el PSN pidió la comisión de investigación porque «nos quedamos estupefactos al escucharlas».

Junto a ello, confirmó que presentarán la moción de censura si se confirman las acusaciones y si Barcina no disuelve el Parlamento y convoca elecciones anticipadas. «No sostendremos un gobierno o a una persona que están metidas hasta las trancas en delitos de corrupción», aseveró.

Osasun arloko kritikak UPNri kalte egiteko direla dio Verak

Nafarroako Ospitale Guneko Traumatologia sailean izan diren dimisioez mintzatu zen atzo Parlamentuan Marta Vera Osasun kontseilaria. Gai honetan arazorik ez dagoela esan zuen, nahiz eta ordezkoa topatzea ezinezkoa izan zaion. Ondoren, erasora pasatzea erabaki zuen Verak, UPNko eledun Antonio Perez Pradosen laguntzarekin. Osasunbidean arazorik ez dagoela eta oposizioaren helburua kritiken bidez UPNren Gobernuari kalte egitea dela esan zuten. «Lehen egunetik gezurretan aritu zarete», aurpegiratu zien Verak oposizioko kideei.

Bildu, Aralar-NaBai eta I-Eko eledunek, ordea, Osasunbidea galbidean dagoela erantzun zioten, eta UPNren Gobernuaren usteltzea islatzen duela. «Nafarroako herritarrak zuen gestioaren ondorioak pairatzen ari dira eta zuek errealitatea ezkutatzen saiatzen zarete». M.D.

LAB. LAB se concentró ante la Hacienda Foral para reclamar el fin del «régimen corrupto» y abogar por un verdadero cambio social. ELA y ESK también pidieron elecciones.