2014/02/16

Foto antimilitarista en el 25 aniversario de la insumisión
GARA

Para conmemorar los 25 años de la insumisión al servicio militar obligatorio, KEM-MOC llevó a cabo ayer una acción ante la sede del Gobierno Militar en la capital vizcaína, donde sus representantes destacaron que aquel movimiento popular demostró «que es posible poner en práctica la desobediencia civil y luchar de manera eficaz desde la no violencia».

Como relató Europa Press, un centenar de activistas, con un recorrido desde los primeros objetores de principios de los años 70 hasta los actuales antimilitaristas, conformó una foto que reflejaba la trayectoria del movimiento, que ha pasado por «la objeción, insumisión, no a la guerra, ejerzitorik ez, no a los gastos militares, no a la OTAN, bota kuartelie... todo lo que ha sido desobediencia durante todos estos años y los que quedan», puntualizaron.

Recordaron que la insumisión supuso «un salto cualitativo en la estrategia del MOC», ya que «esta manera de ejercer la objeción de conciencia suponía trascender del derecho individual y plantear una acción colectiva con el objetivo último de abolir las estructuras militares».

Desde 1989, ha habido más de 20.000 insumisos, tanto a la mili como a la prestación social sustitutoria (PSS); más de 4.000 fueron juzgados y casi 2.000 encarcelados. En mayo de 2002, cinco meses después de haber desaparecido el servicio militar obligatorio, fueron excarcelados los últimos insumisos.