2014/02/19

Polémico nombramiento del nuevo director de «El País»

«El País» vuelve a acaparar titulares después de que ayer se confirmara que Antonio Caño sustituirá en labores de dirección a Javier Moreno. La incertidumbre crece en el seno de un diario sacudido por la situación económica y una acentuada crisis de identidad ideológica.

Koldo LANDALUZE DONOSTIA
P045_f01

Lo cierto es que este relevo en la cúpula del buque insignia del grupo Prisa está siendo todo menos apacible y llega en un momento delicado para un diario está sufriendo pérdidas que bordean los 140.000 ejemplares de difusión media diaria en los últimos seis años -según datos de la Oficina de Justificación de la Difusión; sufre las consecuencias del mayor ERE de su historia y ha visto como fue puesta en entredicho su fiabilidad después de la publicación de aquella fotografía falsificada que mostraba a Chávez entubado. Para colmo de males, las aguas volvieron a bajar turbias tras ser revelado el encargo privado que el presidente de Prisa, Juan Luis Cebrián, mandó redactar al hoy nuevo director de «El País».

Mientras ocupaba su cargo de corresponsalía en Washington, Antonio Caño fue señalado para que realizará un informe interno que debía exponer su visión del periódico. Un fallo informático del propio Caño propició que cincuenta colaboradores y periodistas recibieran este informe que, entre otras cuestiones, sugería cambiar a todo el equipo directivo.

Son muchas las voces que han señalado este relevo en la cúpula de «El País» como la confirmación de un evidente giro a la derecha por parte de un grupo mediático que está siendo duramente castigado económicamente. Como ejemplo se recuerda que este rotativo pasó de tener unos beneficios operativos de más de cien millones en 2007 a registrar un Ebit negativo de 54,4 millones en 2012.

Por el momento la incertidumbre es completa en la redacción de «El País» la cual todavía está a la espera de recibir algún tipo de explicación relacionada con el ya célebre «Informe Caño» y a las pocas horas de ser dado a conocer el nombramiento del nuevo director, fue el Comité de redacción quien confirmó esta incertidumbre tras peguntar al propio Juan Luis Cebrián cuánto hay de veracidad y cual es el alcance del documento que ha circulado en los últimos días atribuido a Antonio Caño.