12/11/2013

Maite Soroa
msoroa@gara.net
Igeldo y Bergara

Este fin de semana se han celebrado dos consultas en Gipuzkoa, una en Igeldo y la otra en Bergara. La primera, con todas las garantías y a la vista de todo el mundo, sin trampa ni cartón, mientras en la segunda ha primado el Zizurkil style, es decir, que casi habría podido haber votado cualquiera que hubiera pasado por allí. En Igeldo participó el 72% del censo; en Bergara, entre el 36 y el 41%, según las fuentes. Bueno, pues la información que daba ayer «El Mundo» al respecto merece ser analizado en las facultades de Periodismo de todo el mundo. Así encabezaba la información sobre la consulta de Igeldo: «Bildu se dota de su `excusa' para decretar la independencia de Igeldo». Insistimos, en la consulta votaron tres de cada cuatro vecinas y vecinos y se hizo con todas las de la ley, pero el cronista veía una mano peluda. Así empezaba la pieza: «Bildu ya se ha dotado de su excusa para poder decretar la independencia del barrio de Igeldo en conra del sentir mayoritario del pleno de San Sebastián. La consulta popular impulsada por la Diputación de Gipuzkoa en este enclave de un millar de habitantes en torno a su desanexión (...) le confiere la coartada que había buscado para convertir esta zona en municipio». ¿Coartada de Bildu? Que servidora sepa, en Igeldo llevan décadas exigiendo poder decidir su futuro. Pero en lo que se refiere al derecho a decidir, a los de Pedro J. les da igual Igeldo que Euskal Herria. Rien de rien.

Pero si la consulta sirve para atizar al malvado abertzale, es otra cosa. Lean el titular sobre Bergara y comparen: «Bergara rechaza de forma rotunda la imposición del puerta a puerta». O sea, que según los cálculos más optimista han votado cuatro de cada diez censados, y el plumilla, el mismo de antes, habla de rechazo rotundo. Aquí no hay ni «excusas» ni «coartadas»... Lo que hay es mucho morro. El autor de esta lección de periodismo afirmaba que «los ciudadanos (...) festejaban que las urnas `habían hablado claramente' en contra del sistema de recogida de basuras puerta a puerta que el Ayuntamiento de Bildu prevé implantar en diciembre en contra del sentir mayoritario de la población». ¿Sentir mayoritario? Una cosa es ser de letras y otra hacerse trampas al solitario. O será que el periodista ha incorporado un poquito de ideología en sus informaciones... Así está el gremio. Aunque no diremos que nos sorprenda, la verdad.