2018/10/21

Empate en casa ante un rival directo, el Aula Valladolid, que se lleva el punto con un penalti en el último suspiro
GARA

BERA BERA 24

VALLADOLID 24


Super Amara Bera Bera y Alimentos de Valladolid empataron 24-24 en el polideportivo de Bidebieta en un partido vibrante de principio a fin, cuyo resultado fue fijado por un penalti con el tiempo a cero marcado por Cesáreo a Castellanos. Dado el discurrir del encuentro se puede considerar que el empate hace justicia a los méritos de ambos equipos.

Después de la gran victoria lograda en Canarias, el partido se presentaba de cara para las locales, más si cabe con la ausencia de O’Mullony y Bea Puertas –por Bera Bera eran bajas Etxeberria, Azurmendi, Aramendia y Dos Santos–. No obstante, una de las virtudes del Valladolid actual es la defensa y la portería, con una Lulu Guerra espléndida, un auténtico muro para las acometidas donostiarras. Los roles intercambiados quedaban reflejados en el dato de que con 24 goles en otras temporadas las de casa eran ganadoras. 

Bera Bera quería mostrar la misma intensidad defensiva que ante Rocasa y temía la segunda oleada pucelana, aspecto del juego que consiguió aplacar, sin embargo, Aula movía muy bien el balón para finalizar por los extremos sin que Castellanos pudiera detener los lanzamientos. Aun así, el equipo guipuzcoano llegó a los últimos tres minutos dos arriba gracias a un gol de penalti de Cardoso. Pero con esa jugada terminó el acierto de las donostiarras.

Cesáreao, de penalti, a falta de un minuto ponía el 24-23 y pese a que a falta de 37 segundos Imanol Álvarez paraba el partido, no llegó el balón de Da Silva a Terés, Aula corrió, Arrojeria fue excluida a falta de cinco segundos y Cesáreo marcó el penalti que ella mismo provocó con el reloj a cero