2020/03/07

Desde Altsasu se han registrado en el Estado 31.000 hechos similares

30.836 hechos calificables de «atentado contra agentes, autoridades o funcionarios públicos» han sido registrados por el Gobierno español en los tres últimos años. Ya en 2016, cuando se produjeron los hechos de Altsasu por los que jóvenes llevan más de 1.100 días presos, habían sido 9.751. Consta en la respuesta a una pregunta de EH Bildu.

Ramón SOLA|DONOSTIA
0307_eg_altsasu

El diputado de EH Bildu Jon Iñarritu se interesó en su día por saber cuántos hechos equiparables se habían producido en el conjunto del Estado durante 2016, año en que se produjo la pelea del bar Koxka de Altsasu. Habían sido exactamente 9.751, sin que ni uno solo hubiera sido perseguido como «terrorismo» y castigado con tal saña. Tras la última modificación en el Tribunal Supremo, las condenas por este caso han llegado a los nueve años y medio de prisión, de los que algunos de los jóvenes han cumplido ya más de 1.100 días ininterrumpidos entre rejas.

Iñarritu ha vuelto ahora a interesarse sobre qué ha ocurrido desde entonces, y los números incluidos en la respuesta del Gobierno español dan aún mayor proyección a la cuestión, confirmando que este tipo de incidentes resultan frecuentes en cualquier punto del Estado. Así, tanto en 2017 como en 2018 y en 2019 se superaron cada año los 10.000 episodios incardinables como «atentados contra agentes, autoridades o funcionarios públicos». Iñarritu preguntaba concretamente por agresiones a miembros de Guardia Civil y Policía española.

En concreto, hay registrados 10.468 el año siguiente a los hechos de Altsasu, 10.444 en 2018 y 10.924 en 2019. Cifras, como se aprecia, muy estables.

En la respuesta del Gobierno a Iñarritu no se detalla, aunque lo reclamaba el diputado, cuántos agentes resultaron lesionados y cuántas personas fueran detenidas y bajo qué imputaciones.

El desglose por territorios permite constatar, como ya ocurría en aquella respuesta anterior, que estos sucesos están intensamente vinculados a zonas de ocio nocturno. Así, dentro de Andalucía se producen más hechos de este tipo en Málaga que en Sevilla (472 y 337, respectivamente, en 2017). En las provincias del Mediterráneo el número resulta igualmente muy elevado: a lo largo de 2019, se registraron 620 casos en Alacant, 605 en Valencia y 1.123 en Barcelona.

De la misma manera, la conflictividad se reduce mucho en las zonas menos ligadas a las vacaciones o el turismo: en Soria, por ejemplo, se contabilizaron apenas siete casos en 2017.

La riña de Altsasu ocurrió de madrugada en un bar, durante las ferias de la localidad.

En Euskal Herria, 1.975

Lo ocurrido en la capital de Sakana y castigado con tal rigor tampoco ha sido una excepción precisamente en Euskal Herria en estos tres últimos años, a tenor de estos datos. El Gobierno español señala un total de 1.975 casos entre los cuatro herrialdes; 627 en 2017, 639 en 2018 y 709 en el pasado año.

Seguramente parecerán muchos, pero resulta que son menos que los producidos en la comunidad de Madrid durante apenas doce meses: en 2019 se han recopilado 2.179 «atentados contra agentes, autoridades o funcionarios públicos».

9.751 en 2016>Por una pregunta anterior, ya se conocía que en el año en que se produjo la pelea del bar Koxka hubo 9.751 casos, con 8.364 personas detenidas, sin que ninguno fuera castigado con el rigor de Altsasu.

2.179 en Madrid>Solo en la comunidad de Madrid el pasado año se registraron 2.179 episodios de este tipo, que suponen más que los producidos en los cuatro herrialdes vascos en la suma de 2017, 2018 y 2019.

51 años de cárcel>La condena final del Supremo impuso a los jóvenes de Altsasu penas de hasta nueve años y medio de cárcel, sumando un total de 51 entre los ocho castigados.