2020/10/11

IDOIA MENDIA
VICELEHENDAKARI SEGUNDA, CONSEJERA Y SECRETARIA GENERAL DEL PSE

Idoia Mendia (Bilbo 1965) estrena su cargo de vicelehendakari segunda y consejera de Empleo y Trabajo, lo que compagina con la secretaría general del PSE y asume un cierto papel de hilo conductor y embajadora de Pedro Sánchez en la CAV.

«Es positivo que EH Bildu utilice sus diputados para beneficio de la ciudadanía»
Iñaki IRIONDO
1011_eg_mendia1

Idoia Mendia fue portavoz y consejera de Justicia del Gobierno de Patxi López y ahora vuelve al Ejecutivo autonómico. Entonces gobernaban en solitario y ahora junto al PNV, pero asegura que se siente cómoda porque tienen un «acuerdo bien trabajado». «La verdad es que los socialistas estamos muy cómodos en este acuerdo porque refleja muy bien nuestras prioridades», señala. Y añade que es «una ventaja» tener conocidas las dinámicas internas de un gobierno, porque es importante cuando te tienes que poner a trabajar en seguida. No se siente como «socia minoritaria» sino como integrante de un único grupo, y subraya que «la cartera que yo he elegido es muy importante, tiene un carácter transversal, porque el empleo es ahora un objetivo principal».

...«la cartera que yo he elegido». ¿Las carteras se eligen?

Bueno. A ver. En las conversaciones que tuve con el lehendakari y con Andoni Ortuzar, yo les trasladé que para nosotros el empleo era una cuestión troncal y fundamental. Luego, siempre lo acuerdas con el socio.

¿Para qué necesita la ciudadanía vasca una vicelehendakari segunda?

La ciudadanía lo ha valorado muy bien. Yo por lo menos así lo he percibido en la calle. La gente buscaba una referencia que le diera seguridad y certidumbre, porque vivimos en unos tiempos en los que no sabemos qué va a ser de nosotros, ni en la salud ni en el impacto que eso tiene en la economía. Que la gente sepa que hay un gobierno centrado en la agenda de las preocupaciones de los ciudadanos, en la salud y en la regeneración económica, y en crear un colchón social para que nadie quede abandonado a su suerte, me parece que es importante.

¿Para eso hacía falta una vicelehendakari segunda?

Lo que yo le trasladé al PNV en las conversaciones es que el PSE siempre se había comprometido con Euskadi, bien desde la oposición o bien como hace cuatro años entrando en el gobierno. Pero que en esta ocasión, viendo las circunstancias del país, iba a poner lo mejor del PSE que era su secretaria general. Entendió el mensaje que queríamos trasladar era el de un gobierno fuerte, con una hoja de ruta clara y que se vieran bien reflejados los dos partidos. El PNV y el lehendakari hicieron también su propia reflexión y decidieron que hubiera dos vicelehendakaritzas. Me parece que es una buena idea y traslada esa imagen de fortaleza.

¿Cómo va a hacer para compaginar el departamento y la secretaría general?

Como lo han hecho muchos de mis predecesores. Jáuregui fue secretario general y vicelehendakari, Patxi López fue lehendakari. Afortunadamente, y lo digo con satisfacción, la situación del partido es mucho mejor ahora que hace seis años. En este tiempo el electorado ha reconocido el trabajo que hemos hechos y el no haber perdido la esencia socialista. Además, está entrando gente joven que pertenece a otra generación y que ya está en la primera línea política. Y el PSOE también está mejor. Con todo eso la gestión del partido es más sencilla, aunque compaginarlo todo va a exigir mucho trabajo. Son épocas de sacrificio, es lo que toca.

Tienen mayoría absoluta, pero dicen que van a dialogar. ¿Ha llamado a algún grupo de la oposición?

Primero voy a hacer la comparecencia en el Parlamento para presentar las líneas del Departamento a los grupos. Hay que guardar esa forma. Después tendré toda la interlocución que quieran y de hecho ya tienen mi número de teléfono y saben que está abierto para cualquier consulta que quieran. Además, lo primero que hice, cuanto tuve un ordenador con conexión y un correo electrónico del departamento, fue contactar con todos los agentes económicos y sociales. Estuve con la patronal, los sindicatos, las cooperativas, la economía social y todavía tengo citas pendientes con el mundo de la inserción...

¿Qué conclusiones sacó?

Positivas. Lo que yo les trasladé es que no sobra ninguna idea y que estamos abiertas al diálogo con todos. La conversación, a veces desde la distancia ideológica, fue de respeto. Tenemos mucho trabajo que hacer. En el campo del empleo tenemos que acertar. Les trasladé que uno de los ejes es la Mesa de Diálogo Social. Ahí hay diferencias con algunos sindicatos. Les dijimos nuestra postura. Pero también que para nosotros un pilar importante es el fortalecimiento de los sindicatos.

En dos de los departamentos clave, Salud y Educación, hay movilizaciones de todos los sindicatos. Y al menos una parte del Gobierno dice que esto se debe a una posición política que busca su desgaste. ¿Puede ser cierto esto?

No voy a entrar en valoraciones, voy a ir a lo objetivo. Yo respeto el derecho a la huelga que tienen todos los trabajadores. Pero tampoco podemos abstraernos de la situación que estamos viviendo, en una pandemia. Cuando convocas una huelga tienes que ser consciente de las afecciones que causas en esos servicios públicos. Pero respeto la huelga.

¿Conocía el PSE las 66 propuestas que Urkullu envió a Sánchez para los fondos de la UE?

Son todo propuestas trabajadas en el seno del gobierno. Sé que se está generando mucha polémica, pero aquelló se hizo por una conversación que se tuvo en la conferencia de presidentes de la Rioja, pero se mandó acompañada de una carta del lehendakari en la que adelantaba que ese «excel» era provisional y orientativo, no definitivo, porque el Gobierno estaba en funciones y el que entra es el que diseña, si es que en su departamento hay un proyecto.

¿Es normal que un listado así lo haga una consultora?

Desconozco si lo ha hecho una consultora. Yo creo que no...

...Arantxa Tapia reconoció en otro medio que lo redactó PwC aunque el Gobierno decidirá cuáles son los prioritarios.

Se está generando mucha angustia en torno a ese listado en ámbitos instituciones y económicos. Quisiera aprovechar la ocasión que me da vuestro periódico para decir que hay plazo suficiente para que todas las instituciones, desde las locales a través de Eudel, las diputaciones forales, el Gobierno vasco, el de España, presentemos proyectos que engarcen con lo que nos pide la UE. Querría tranquilizar a los agentes: pensemos y diseñemos bien nuestros proyectos. No hay que tomar tan en serio ese listado que se envió en agosto. El plazo es de marzo a abril.

Además de esos fondos, está el propio programa de reactivación del Gobierno.

Tiene dos pilares, el de la regeneración económica, que tiene más que ver con el departamento de Arantxa Tapia, y el del empleo, aunque están estrechamente vinculados. Hay que hacer mucho hincapié en los mayores de 45 años, en las mujeres, y de una forma especial en los jóvenes, tratando de retener el talento para que no se nos vayan de Euskadi. Jóvenes que encontraron trabajo después de la recesión, lo han perdido con la pandemia. Hay mucha precariedad. En otros sitios pagan igual mejor. Queremos hacer un plan joven. Otro eje es el de la igualdad. Y hay otro punto que es que en las empresas hay gente mayor, muy valiosa, con mucho conocimiento, que con la digitalización y procesos de prejubilación se están perdiendo, podríamos mantenerlos formándolos.

¿Se puede llamar programa de reactivación a algo que ya está en los presupuestos?

Por ponerlo todo en su lugar, tenemos que verlo en positivo. En Euskadi estábamos ya orientando las transformaciones, estábamos alineados por donde la UE quiere que vaya el futuro. Apuntábamos hacia esos vectores, y la pandemia lo que nos ha mostrado es que no íbamos suficientemente rápido. Por ejemplo en el sector sociosanitario donde al modelo de cuidado que tenemos de nuestros mayores se le han visto las costuras. Lo que hace esta estrategia es acelerar esos cambios. No podemos perder el tiempo. Lo que preveíamos que iba a ser en veinte años igual va a ser en cinco. Lo diferente sobre lo presupuestado es la intensidad.

En la última reunión del Consejo Interterritorial de Sanidad la CAV decidió no participar en la evaluación propuesta por el Ministerio y volvió a denunciar que «se viene dando un proceso de centralización». ¿Opina lo mismo?

El asunto tiene su miga, es que pongamos un representante para hacer la evaluación que están reclamando expertos independientes para poder sacar conclusiones y aprender. Euskadi se ha mantenido al margen. A hacer una evaluación común ante un «bicho» que no conoce fronteras yo no le veo afán recentralizador. La cogobernanza es más necesaria que nunca y creo que así lo ve el Gobierno vasco.

¿Han superado ya el debate sobre si se deben negociar o no los Presupuestos Generales del Estado con EH Bildu?

Yo nunca he tenido ese debate y el PSOE tampoco. Hasta en las épocas más oscuras de ETA, cuando nos mataban y teníamos concejales en los ayuntamientos gobernados por HB, nuestros concejales hacían política y se preocupaban de las aceras, de las farolas, de los consultorios médicos y pactaban las cosas en beneficio de sus vecinos. Si eso lo hacían antes, cómo no lo vamos a hacer ahora. La Ley de Vivienda, que avanzaba en derechos sociales, se pactó hace dos legislaturas entre el PSE, EH Bildu y UPyD. El foco no habría que ponerlo en si se aprueban leyes con EH Bildu en el Congreso, que se han aprobado muchas, sino en que por primera vez EH Bildu se ha dado cuenta de que tiene unos escaños que tienen un valor para hacer política en beneficio de la ciudadanía, de los vascos a los que representa, y de ahí el salto cualitativo que ha dado. Hay cosas que se presentaban aquí [en el Parlamento Vasco], pero donde pueden conseguirse es en el Congreso. Y eso es un paso adelante, porque se están comprometiendo, de alguna manera, en la gobernabilidad de España y antes no lo hacían. Históricamente, las distintas marcas de la izquierda abertzale, han tenido representación en las instituciones españolas pero no la utilizaban para hacer política material. La utilizaba para hacer discursos, para lo que ella considerara, pero no para el beneficio del conjunto de la ciudadanía. Ahora, sin embargo, ha decidido que sí. Habría que ponerlo en positivo, no en negativo.

El PP pide en el Congreso que se vete la transferencia de prisiones a la CAV. ¿Qué opina?

Que no se ha leído el Estatuto. La gestión cercana redunda en beneficio de los presos que están en Euskadi. La encomienda de gestión que hice cuando yo era consejera de Justicia y Alfredo Pérez Rubalcaba ministro, ha conllevado políticas de reinserción con el mundo asociativo que trabaja en las cárceles. Hay que pensar que mucha de esa gente no ha tenido educación ni un entorno familiar adecuado y, dentro de lo dura que es, la cárcel puede ser un instrumento para la reinserción, una oportunidad para que salgas bien.

También aboga el PP por mantener la dispersión...

Este mes van a hacer nueve años desde que ETA decidió dejar de matar y otros cuantos desde que bajara la persiana. Por lo tanto, yo creo que el acercamiento de presos al País Vasco solo puede ser beneficioso para las personas que están presas y para la propia ciudadanía vasca. La política penitenciaria tiene que servir para la convivencia. Y si los presos están cerca van a poder saber a qué se van a enfrentar cuando salgan de la cárcel. Porque al final todos van a salir, porque van a cumplir sus condenas. Prefiero que salgan reinsertados, que vean que el país es plural, que vamos a tener que convivir todos desde nuestras diferentes ideologías. Y a mi me gustaría que salieran reconociendo el daño causado.

Ha recordado que hace nueve años desde que ETA dejó su actividad armada, pero acabamos de ver esta semana una actuación de la Guardia Civil como las de los viejos tiempos, y ha sido con este Gobierno.

Ya. Pero vamos a ver. Los tribunales tienen su propia vida. Si hay un zulo y se considera que determinadas personas están ligadas a esa actividad delictiva, tú les tienes que detener, tomar declaración, luego las ha puesto en libertad...

Se les puede llamar a declarar a la Audiencia Nacional.

Si, bueno, pero los jueces utilizan los medios que consideran. Ahí solo queda el respeto a las decisiones judiciales. Aunque es verdad que suena raro después de tanto tiempo, pero son cosas que han aparecido después.

SINDICATOS


«La conclusión de la ronda fue positiva. Tenemos diferencias con algunos sobre la Mesa de Diálogo Social, pero no sobra ninguna idea»

LISTADO PARA LA UE


«Hay plazo suficiente para que todas las instituciones y agentes pueda presentar sus proyectos. No hay que tomar tan en serio ese listado de agosto»