Ane  Urkiri

Abelardo: «Me veo con fuerzas para conseguir los objetivos del Alavés»

Abelardo Fernandez comienza su segunda etapa como entrenador del Deportivo Alavés tras la destitución de Pablo Machín cuando el equipo se encuentra fuera del descenso. El 'Pitu' llega en una situación muy diferente a la que llegó en 2017 pero el objetivo sigue siendo el mismo: la permanencia.

Abelardo en su acto de presentación. (Raul BOGAJO / FOKU)
Abelardo en su acto de presentación. (Raul BOGAJO / FOKU)

Abelardo Fernández comienza desde este miércoles una nueva andadura en el Deportivo Alavés. Dejó el club «por razones personales» en el verano de 2019 cuando la entidad albiazul quería seguir contando con sus servicios y después de un año y medio vuelven a reencontrarse en el camino después del cese de Pablo Machín, que según el director deportivo Sergio Fernández han interferido en la decisión tanto «las famosas inercias deportivas» como «situaciones internas».

Abelardo se convierte así en el cuarto entrenador que llega al banquillo albiazul en un año y medio; es decir, desde que concluyó su primera etapa en Gasteiz. Sergio Fernández espera que sea el entrenador que ofrezca cierta estabilidad al proyecto pues desde 2017 han cambiado hasta siete veces de entrenador. 

El 'Pitu' ha reconocido que ahora se ve «con fuerzas para conseguir los objetivos del Alavés» y que esa ha sido la razón principal para volver a Gasteiz. Ha recordado que después de dejar el Glorioso en el verano de 2019 no entrenó durante varios meses porque necesitaba un descanso, hasta que el Espanyol contactó con él para sustituir a Pablo Machín. Casualidades de la vida, el asturiano dice que «es anécdotico».

Abelardo ha advertido que la igualdad es «tremenda», que los 12 equipos que están entre el octavo clasificado y el último estarán «bailando» por no descender y por ello, desea que su equipo sea competitivo.

No ha querido hacer comparaciones con su primera etapa en Gasteiz. Entonces, el equipo había sumado 6 puntos en los primeros 12 partidos, con Zubeldía y De Biassi en el banquillo, y logró una reacción inmediata para firmar uno de los mejores balances de la temporada para lograr el objetivo principal: la permanencia. En el curso 2018-2019 volvió a firmar una notable campaña.

«Yo parto desde cero. Salieron bien las cosas pero no me quiero acordar de eso», ha incidido el asturiano. Así pues, ha remarcado que él no es ningún salvado y que se pueden torcer las cosas. Aun así, ha subrayado que tratará de sacar el máximo rendimiento a «esta plantilla».

El máximo rendimiento a estos jugadores

Respecto a eso, se ha mostrado respetuoso con la situación que atraviesa el club −Sergio Fernández, director deportivo del Alavés, ha admitido que la entidad no tiene «margen de maniobra» para las incorporaciones, «si no sale nadie, no puede llegar nadie»− y ha asegurado que él llega para entrenar «a estos jugadores».

«Quiero que los jugadores vayan cogiendo mis conceptos. Espero que lleguen los resultados, no es un calendario fácil pero me da igual, el Alavés no puede renunciar a ganar a cualquier rival», ha recalcado.

El equipo que proyecta Abelardo es uno que sea «compacto» y «que divierta». En ese sentido, ha enfatizado en que el equipo debe hacer más y mejores ocasiones y tratar de que los rivales les generen menos situaciones peligrosas.

Ha admitido de que está «encantado» de que celebre el centenario como entrenador del Alavés y ha asegurado que ya está listo para afrontar la eliminatoria copera frente al Almería (el sábado a las 12.00).