2019/04/24

Óscar Rodríguez lidera al Euskadi Murias en la Flecha

El equipo vasco debuta en la clásica del World Tour organizada por ASO y el navarro busca un buen puesto.

Joseba ITURRIA
0424_kir_real

El Euskadi Murias debuta hoy en la Flecha Valona, prueba del World Tour organizada por ASO, con un siete liderado por Óscar Rodríguez, que querrá dar presencia en la subida final a un equipo que completarán Ander Barrenetxea, Cyril Barthe, Mario González, Julen Irizar, Sergio Rodríguez y Héctor Sáez.

El equipo vasco es uno de los siete invitados que correrán con los dieciocho del World Tour, lo que llevaba ayer a Jon Odriozola a destacar que «es un privilegio poder participar en una carrera de ese nivel en el segundo año como profesional continental. Se trata de una de las clásicas más bonitas de las Ardenas e intentaremos ser protagonistas y demostrar nuestra personalidad como en todas las pruebas en las que participamos».

La Flecha Valona tendrá 195 kilómetros con tres subidas a Ereffe (2,1 km al 5%, km 120,5, 149,5 y 178,5), Cherave (1.300 metros al 8,1%, km 131, 160,5 y 189,5) y al Muro de Huy (1.300 metros al 9,6%, en los kilómetros 137, 166 y en meta).

Partirán como favoritos Julian Alaphilippe, ganador del año pasado, y Alejandro Valverde, vencedor en los cuatro anteriores. Además participarán los hermanos Izagirre y Omar Fraile con Astana e Imanol Erviti (Movistar). En la prueba femenina, sobre 118,5 kilómetros, competirán Eider Merino (Movistar) y Ane Santesteban (Rotor).

Con la moral alta

Óscar Rodríguez tomará la salida con la moral alta tras ser séptimo en el Tour de Finisterre el sábado y abandonar el Tro Bro Léon el lunes tras recorrer unos 130 kilómetros que se tomó como preparación para hoy. Como trasmitía a GARA ayer el navarro antes de coger el avión, «estaba previsto que me bajara y paré donde me esperaban. La actuación de Finisterre me da moral porque no esperaba ni de lejos estar tan adelante».

Destaca que la Flecha Valona, su primera clásica en el World Tour, «tiene prestigio. No soy un amante de las clásicas, pero voy ilusionado sabiendo que es un carrerón. El Muro de Huy me puede venir bien, echo en falta más kilometraje, así sería menos explosiva, pero se me adapta bien y quiero estar adelante en carrera, aprender para el futuro y hacer un buen puesto».

Espera hacer valer el ritmo adquirido en la Itzulia: «Fue increíble. En Catalunya era más progresivo, pero en la Itzulia desde el primer kilometro se iba a muerte y eso es lo que pasaba factura. Las caídas de la Volta e Indurain me mermaron con las heridas y la etapa de la lluvia se hizo dura. Fue la cara negativa, pero me quedo con todo lo demás, que resultó positivo y el ritmo que deja es brutal. Todos los que corren en el World Tour tienen ese ritmo, a nosotros nos cuesta alcanzarlo por el calendario, que no es tan exigente, y la Itzulia te deja un ritmo que a futuro se nota y es positivo».

Después de la Flecha Valona correrá Asturias, Madrid, clásicas del calendario francés y la Route de Occitanie antes de los campeonatos estatales. A partir de ahí descansará para preparar la Vuelta. En su primera parte de la temporada fue noveno en la general de Murcia, decimotercero en Andalucía y 25º en los dos finales de alta montaña de la Volta antes de caerse en la penúltima etapa y en Lizarra.

Busca lo positivo: «He tenido suerte con las caídas, no me he roto nada. La de Catalunya fue bastante dura, en Indurain me pude romper la clavícula porque me golpeé el hombro. Por eso me quedo con los buenos resultados, no con la mala suerte. El equipo me pedía disputar las generales y pude estar con los mejores en Murcia y Andalucía, he sido más regular que el año pasado. En la Volta parece que un 25º no vale para nada, pero ves los nombres que están por delante y había mucho nivel».

«Mi mayor deseo es quedarme»

Uno de los objetivos del llamamiento que hizo el Euskadi Murias en la Itzulia para llegar cuanto antes a un acuerdo con la Fundación Euskadi para recibir ayudas de las instituciones o de empresas vascas es poder realizar una buena oferta a Óscar Rodríguez para el próximo año porque acaba contrato y tras su victoria de etapa en la Vuelta y su rendimiento en otras carreras ha alcanzado una cotización en el mercado a la que deberá acercarse el equipo de Jon Odriozola si quiere mantenerlo.

El navarro, que cumple 24 años en mayo, trasmite que «sí me encantaría quedarme. Sería mi mayor deseo y ojalá entre un sponsor para ir de la mano de Murias que sea muy fuerte. Porque esto es un trabajo, todo el mundo trabaja para ganar dinero y hay que escuchar a todo el mundo».

Para ficharlo no cabe esperar a la Vuelta, que «es el gran objetivo para el final del año sabiendo que el listón está muy alto. Conseguir una victoria es muy complicado y es complicadísimo que se repita». J.I.

REGULARIDAD


«Voy ilusionado sabiendo que es un carrerón. El Muro de Huy me puede venir bien, echo en falta más kilometraje, así sería menos explosiva, pero se me adapta bien y quiero estar adelante».